Nativos vs inmigrantes digitales

Posted on

Este comercial es un buen ejemplo de la diferencia entre nativos digitales (los niños que han nacido en la época del Internet) y los adultos que somos inmigrantes digitales y que hemos ido aprendiendo en mayor o menor grado los códigos y la forma en que funciona el mundo digital. El otro día, en una reunión familiar escuchaba los argumentos de cómo la computación y el Internet influye para que los niños tengan mala redacción, mala ortografía, etc., etc. Creo, sin embargo, que es otra forma de aproximarse a la realidad, con otros códigos, otros tiempos, otros instrumentos. De la misma manera como los procesadores de texto han cambiado nuestra forma de escribir (nunca más de manera lineal, avanzando, retrocediendo, insertando, cortando y pegando), el sistema de ventanas (“windows”) hace que muchos de nosotros nos hayamos acostumbrado al “multitasking”, abriendo y trabajando al mismo tiempo con varias ventanas y con varios programas al mismo tiempo. Son procesos inevitables, irreversibles, y los niños que han estado expuestos a esto desde el vientre materno (es un decir) lo toman como natural. Esto no los hace mejores, más inteligentes, más prácticos. Es otro mundo, simplemente, que va surgiendo en medio del que conocíamos nosotros, con máquinas de escribir, fotos con rollos, cartas y telegramas, y teléfonos analógicos con la ruedita de marcar…Es cierto, podemos apagar la computadora y desconectarnos del Internet por unos días, por un tiempo. Pero a la larga, vivimos en sociedades (las urbanas) que dependen cada vez más de lo digital.  Como imigrantes podemos mantener una dosis de asombro que nos permita no tomar como dado lo que los nativos ya no distinguen. Esa es tal vez nuestra ventaja. Porque a la larga, el mundo digital no es sino una de muchas expresiones culturales y como tal no esta libre de incertidumbres, de vacíos, de inconsistencias… Lo humano siempre estará presente.

Anuncios